Nadie me pidió

Nadie me pidió nacer y nadie me va a pedir morir. Ni he nacido desde la oscuridad, ni me iré sino al destello universal de dónde vengo.
Árbol de mi patio, patio de mi árbol, yo, camino alrededor con todas mis raíces. Yo voy, vengo, subo al árbol, bajo, doblo la raíz del patio que observa tranquilo cómo firmo en la tierra.
Mi respiración se va dentro. El aire que a solas no es más lo que vendrá. Mi concavidad se abre, entrando todo ahora.
Lo que fue, lo que será.
En este momento respiro, y es todo.

Comentarios

Entradas populares